Tel: 91 730 05 89 -

Las curiosidades de los churros

Las curiosidades de los churros

El chocolate con churros a domicilio en el centro de Madrid puede presumir de ofrecer una experiencia deliciosa para los sentidos. Y es que este tándem inseparable es el protagonista de las meriendas de invierno fuera de casa. Incluso, los churros solos se pueden tomar en el desayuno, de postre y son el acompañante perfecto durante las fiestas locales. Su fama va más allá de las fronteras españolas cruzando el charco hacia Latinoamérica, y más allá, porque su tradición ha llegado a Oceanía. ¿Qué otras curiosidades existen acerca de los churros?

Para los amantes del chocolate con churros a domicilio en el centro de Madrid, no hay nada como una taza de chocolate negro acompañada de esos deliciosos dulces. El origen de los churros no está claro. Lo más aceptado es que llegaron desde China traídos por los marineros portugueses a España, donde se convirtieron en todo un fenómeno cuando se cambió la receta sustituyendo la sal por el azúcar.

Otra curiosidad tiene que ver con el propio nombre de churros. Los pastores catalanes del siglo XIX eran incondicionales de este dulce y los cocinaban en mitad del campo. La forma alargada que obtenían se parecía tanto a los cuernos de las ovejas churras que se quedaron con ese nombre.

Y para terminar, cuidado con las recetas de algunos libros sobre la elaboración de churros. Una revista chilena tuvo que indemnizar con miles de dólares a sus suscriptores porque en su receta indicó que se debían freír a 250 ºC. ¡A semejante temperatura explotan!

En El Palacio del Churro preparamos exquisitos desayunos con chocolate a la taza acompañados de churros u otras delicias como porras o cruasanes. La calidad de nuestros churros procede de las mejores harinas, cuyo procesamiento guarda desde el primer momento sus cualidades nutricionales. ¡Además, te llevamos todo a casa!

haz clic para copiar mailmail copiado